Ir al contenido

Helicobacter pylori

Guerra a la bacteria H. Pylori para prevenir el cáncer de estómago

Esta bacteria es la principal causa del tumor pero puede ser tratada con antibióticos

helicobacter-pylori

Erradicar la bacteria del Helicobacter pylori podría evitar un gran número de los casos de cáncer de estómago, de acuerdo con un informe que acaba de hacer público la Agencia Internacional de Investigación contra el Cáncer (IARC), perteneciente a la Organización Mundial de la Salud (OMS). Por eso esta organización solicita a las autoridades sanitarias de los países con alta tasa de este tumor que lo incluyan en sus programas nacionales de control del cáncer y que asignen más recursos a su control.

En 2012 se diagnosticaron más de 1 millón de casos de cáncer de estómago en todo el mundo. La mayoría de los casos se detectan en Asia –la mitad en China-, pero también hay una incidencia elevada en América Latina y en el este de Europa. Es la tercera causa de muerte por cáncer: 723.000 fallecieron por esta causa en 2012.

Además, debido a que el cáncer de estómago generalmente se diagnostica en etapas avanzadas sus tasas de supervivencia suelen ser bajas. «Sabemos que la principal causa de la enfermedad es una bacteria que puede ser tratada con antibióticos. La evaluación y el tratamiento de los grupos de alto riesgo de infección por H. pylori resulta clave en la reducción de la tasa del cáncer», ha señalado Rolando Herrero, de la IARC.

Carcinogénica

Esta bacteria está clasificada como carcinogénica para los humanos y se cree que es causa del 80% de todos los cánceres de estómago. Algunos estudios ha demostrado que el tratamiento con antibióticos previene un número significativo de estos tumores, pero existen dudas sobre el impacto en la población de la implantación de programas de prevención del cáncer basados en tratamiento antibiótico.

Desde la IARC se proponen programas de detección del H. Pylori para reducir la incidencia de este cáncer. Según Christopher Wild, director del IARC, «a no ser que se establezcan medidas de control eficaces, seguirá habiendo miles de muertes innecesarias cada año. Los programas de detección y tratamiento de H. pylori son una prioridad».

Fuente: www.abc.es/salud

Presiones emocionales, pueden generar gastritis

Los síntomas de la gastritis suelen ser ardor, dolor e inflamación del estómago, pérdida del apetito, náuseas, hipo, eructos, gases, etc.

Gastritis

Veracruz, Ver.- La gastritis es un padecimiento que consiste en la inflamación o hinchazón de las capas superficiales del estómago, originada por la disminución de la mucosa que lo protege, declaró Rafael Aguirre Cardoza, gastroenterólogo endoscopista del Hospital General de Zona No.11.

Dijo que los síntomas de la gastritis suelen ser ardor, dolor e inflamación del estómago, pérdida del apetito, náuseas, hipo, eructos, gases, mal sabor de boca, vómitos y sensación de vacío gástrico; por lo que recomendó que si usted padece algunos de estos síntomas debe acudir a su Unidad de Medicina Familiar (UMF) para ser atendido.

Aseguró que la gastritis también se presenta por presiones emocionales, ya que el sistema nervioso tiene una conexión neurodigestiva.  No dormir bien, estresarse o enojarse genera la secreción de sustancias cerebrales que repercuten en el estómago, lo que causa un vaciamiento gástrico más acelerado.

Refirió que la bacteria Helicobacter pylori es la principal causante de que se presente el proceso infeccioso, el cual genera que el paciente experimente dolor abdominal, náuseas, agruras e intolerancia a los alimentos.

Enfatizó que este problema de salud es prevenible si se evita la ingesta excesiva de alimentos elevados en grasa e irritantes y se propicia el consumo de verduras y alimentos ricos en fibra, como la manzana, ya que es una fruta que ayuda al proceso de desinflamación estomacal y estimula la actividad del tubo digestivo y ayuda a una mejor digestión.

Con respeto a la automedicación, advirtió que recurrir constantemente a los antiácidos puede generar trastornos como estreñimiento e, incluso, daño renal, ya que contiene aluminio que en exceso se acumula en los riñones.

 

Fuente: www.e-veracruz.mx